La cirugía laparoscópica, también conocida por ‘sin cicatrices, es una técnica innovadora que se caracteriza por ser muy poco invasiva, y consecuentemente muy beneficiosa para el paciente tanto física como estéticamente.

La vesícula es un órgano que forma parte del aparato digestivo y se sitúa debajo del hígado. Su tamaño oscila entre 5 y 7 cm y tiene como finalidad almacenar la bilis necesaria para realizar todo el proceso digestivo.

Causas de los problemas de vesícula

piedras-vesiculaLas causas de los problemas de vesícula biliar se manifiestan de diferentes formas dependiendo de la persona ya que, o bien se sienten fuertes dolores en el área abdominal, (justo debajo de las costillas) o por el contrario no se muestra ningún síntoma. La intensidad del dolor también varía en función del paciente ya que, algunos sienten de repente un dolor punzante,  otros un dolor que va aumentando de intensidad paulatinamente después de comer y otros no muestran ningún síntoma en absoluto.

La principal causa de los problemas de vesícula vienen dados por la formación de cálculos biliares,  comúnmente llamados piedras en la vesícula, que obstruyen la salida de la bilis de la vesícula causando su inflamación.

Las causas más comunes de este tipo de problemas vesiculares pueden ser por:

  • Consumir una dieta alta en colesterol
  • La inflamación de la vesícula (colecistitis)
  • El hipertiroidismo, ya que afecta a la velocidad de la digestión de alimentos grasos
  • Alergias alimentarias

Síntomas de piedras en la vesícula

Los síntomas pueden variar dependiendo de la persona. Entre los síntomas leves se encuentran los vómitos, la diarrea, inflamación del área abdominal, fiebre, escalofríos, náuseas y pérdida de apetito. Como síntomas más graves están la sensación continua de cansancio o de desmayo, dolores de cabeza, deshidratación y presión arterial baja.

Operación de Colecistectomía Laparoscópica

La operación de piedras en la vesícula por Laparoscopia vía Transumbilical (sin cicatrices), consiste en la extracción completa de la vesícula biliar utilizando el ombligo como único orificio de entrada de los instrumentos laparoscópicos. De esta manera, se evita las típicas antiestéticas cicatrices que se producen con el procedimiento tradicional.

La operación se realiza mediante la introducción en el ombligo de un Laparoscopio a través de una cánula, el cual está conectado a una cámara especial que permite al cirujano ver con claridad los órganos internos del paciente y realizar la intervención de forma segura. Todo el proceso dura unos 45 minutos aproximadamente y solo requiere de 1 día de ingreso clínico.

Beneficios de Colecistectomía Laparoscópica

Este tipo de operación ofrece muchos beneficios para el paciente:

Una operación de piedras en la vesícula de forma tradicional, necesita una incisión de cinco 13 a 18 cm. Por el contrario, la operación de piedras en la vesícula por vía laparoscópica solo requiere 4 pequeñas aperturas en el abdomen.

En la operación de piedras en la vesícula el paciente siente un mínimo dolor postoperatorio y la recuperación es mucho más rápida.

Respecto a los cuidados post-operatorios, el paciente debe:

  • Seguir una dieta especial durante un tiempo determinado
  • Es aconsejable caminar, aunque la actividad del paciente dependerá de cada persona
  • El paciente podrá a realizar una vida normal pasado de 7 a 10 días aproximadamente